Gestión de Carteras

Fotos PBI ajustadas - Lupe de la Vallina 3

 

LA GESTIÓN DISCRECIONAL DE CARTERAS ES EL NÚCLEO PRINCIPAL DE LA ACTIVIDAD DE PBI GESTIÓN DESDE SU COMIENZO EN 1987

 

La gestión de carteras se basa en teorías y técnicas muy contrastadas a las que se debe unir el buen juicio, la prudencia y la visión de futuro que dan la especialización y una larga experiencia profesional.

 

"En PBI Gestión tenemos el convencimiento, fruto de más de veinticinco años de experiencia, de que se puede hacer banca privada independiente y de calidad para cualquier patrimonio."

 

La gestión que practica PBI Gestión se deriva del análisis y previsiones macroeconómicas y de los mercados. Se apoya en una metodología propia de selección de valores entre una amplísima gama de activos. Primero selecciona la clase de activos (diseño de la asignación de activos) y luego selecciona los valores y los gestores. La gestión es dinámica y adpatativa y se da prioridad al control del riesgo. Es una gestión Multiactivo/Multigestor.

 

Para gestionar las carteras de sus clientes, PBI ha desarrollado dos estrategias de gestión Multiactivo/Multigestor: la de Activos de Riesgo y la de Activos de Bajo Riesgo. Además, hemos diseñado una tercera estrategia monoactivo (la Estrategia Refugio) y facilita un recurso que el cliente puede utilizar en cualquier momento. La composición de la cartera de cada cliente resultará de la combinación de estas tres estrategias en distintas proporciones, acorde con el perfil de riesgo de cada cliente.

 

PBI Gestión no impone mínimos a la gestión de carteras. Es una gestión al alcance de todos.

 

SEIS EJEMPLOS DE PERFILES DE CARTERA

 

PBI Gestión utiliza la combinación de la Estrategia de Activos de Riesgo y la Estrategia de Activos de Bajo Riesgo para la gestión de las carteras de sus clientes. Ambas estrategias diversifican la cartera del inversor geográficamente y a través de toda la gama de clases de activos.

 

PBI gestiona seis perfiles tipo de cartera, acordes al perfil de riesgo fijado por el cliente, que combinan las dos estrategias en distintos porcentajes. En cualquier caso, se puede adaptar el perfil de la cartera a los porcentajes que el cliente desee, más allá de los perfiles estandar.

 

Carteras modelo PBI

 

La Estrategia Refugio se une a estas dos estrategias de forma transitoria y para determinados momentos de mucha incertidumbre en los mercados. Además, el cliente puede utilizarla para rebajar el nivel de riesgo en su cartera.